top of page

Medidas anti-circo


MEDIDAS DE AUTOPROTECCIÓN

Luis de Miguel Ortega

1) INTRODUCCIÓN

TOMANDO CONTACTO

Cuando hablamos de medidas de protección, debemos pensar en primer lugar “¿de qué me tengo que proteger?”. Quién o qué es la amenaza, qué características tiene y qué recursos tenemos. Sin conocer nuestra posición y la ajena, poco podremos hacer. Asó que si creemos que nos tenemos que proteger de una pandemia, estaremos equivocando el planteamiento. Si creemos que hay que protegerse de un ataque nuclear o de una falta de abastecimiento perderemos nuestras pocas oportunidades.

Vivimos en un cambio diferido de época. Para explicarlo mejor, hay que colegir que este cambio social que estamos viendo ahora, no ha sido fruto de la casualidad o una anécdota sorpresiva del destino, sino algo consecuencia de actos preparatorios.

Los actos preparatorios o causantes del drama que estamos viviendo se remontan al principio de la humanidad y de la propia existencia del ser humano y la necesidad -o el vicio según se vea- de que unos dominen sobre otros. Ese es el origen de ls guerras. Las guerras se inician entre seres de la misma tribu por conseguir el liderazgo o para conseguir procrear. Las guerras se inician también entre tribus distintas para alcanzar un dominio de los campos y la caza. El hombre inventa herramientas para hacer daño a otros hombres y nace la guerra por tierra. Más adelante encuentra que el medio acuático también ofrece ventajas y aparecen las naves de guerra y por último descubre como volar y se cierra el círculo de la guerra por tierra, mar y aire.

Pero en la edad moderna, se descubre también que la economía puede ser un campo de batalla idóneo para someter a otros ciudadanos y naciones. La guerra económica se vé favorecida por el uso de la información, y en esta sinergia de maldad, aparece la guerra cognitiva que va al profundo interior de las personas, sus miedos, inseguridades, valores, expectativas, deseos, etc. En este contexto juegan un papel nuclear el control de los medios de comunicación, el control de las redes sociales y la propaganda.

Es evidente, si lo analizamos en detalle, que estamos en una guerra híbrida donde ocupa un papel fundamental la parte económica y la parte cognitiva.

En un primer momento de la pandemia, la guerra psicológica y cognitiva era perceptible e iba destinada a dos objetivos militares. El primero de los objetivos era el de buscar el agotamiento psicológico y engrandecer la sensación de vulnerabilidad de la población frente a un enemigo difuso e indetectable. Todos estábamos supuestamente en riesgo, o todos eramos un riesgo inminente para los demás, o las dos cosas al mismo tiempo. El segundo de los objetivos era establecer una cortina de humo que impidiese a la población ver a través de noticias discordantes, disonantes, displicentes. El frenesí normativo e informativo llevaba a la gente del tema del confinamiento la fumigación, la mascarilla, los cierres perimetrales, los toques de queda, las pcr, las vacunas, los pasaportes, etc. Conseguidos los dos objetivos cognitivos, a la población no le ha quedado margen para percibir la realidad.

En cuanto a la guerra económica, el Estado Español que llevaba años sin aprobar presupuestos generales del estado, de repente y sin debate parlamentario, sin información previa y sin justificación, se compromete a una deuda de un 20% del PIB para solucionar los problemas de una pandemia que aun no había llegado. Hablamos de marzo de 2020. Sin justificación ante la población o el parlamente, se impone un toque de queda, un estado de alarma que carece de un informe médico, sanitario, jurídico, económico o logístico y del más mínimo amparo legal o constitucional. Al tiempo que se dicta este estado de alarma se suprime la actividad administrativa, la judicial y la de las instituciones guardianas: Jefe del Estado, Defensor del Pueblo y Tribunal Constitucional.

La conclusión no se me puede presentar más evidente: Estamos ante dos fenómenos simultáneos de Golpe de Estado y de Guerra Híbrida de unos actores capaces de movilizar a las fuerzas más poderosas del planeta y hacer que se muevan de manera sincronizada.

Este y no otro es el fondo de la cuestión y es la base para plantear cualquier estrategia de autodefensa. Si no sabemos de qué hay que defenderse, poco podremos hacer.

Hay una última cuestión que hay que plantear. El tiempo ¿desde cuándo está ocurriendo esto?



2) EL PROBLEMA. EL ENEMIGO

“Cuando el sabio señala la luna, el tonto mira el dedo” -Confucio-


LA CUESTIÓN ECONÓMICA

En plena época de la emancipación y en el nacimiento del “socialismo internacionalista” y el “nacional socialismo” -igualmente colectivistas y tiránicos, empeñados en dominar el mundo y acabar con las libertades de los individuos-, los bancos nacionales se nacionalizan y se integran en la política pública. Estamos en 1913 cuando nace la FED, la Reserva Federal de los Estados Unidos y nacen los impuestos a la renta bajo el paradigma “serás libre, pero tendrás que pagar impuestos” que acompaña al hombre a lo largo de esa poco conocida época de la emancipación: libertad a cambio de impuestos. Qué ironía. Lo que antes se llamaba esclavitud, ahora se llama emancipación.

Después de esos experimentos globalistas y de reducción de la población con las revoluciones bolcheviques, la primera gran guerra, las guerras contra el colonialismo, la guerra civil española y sin terminar la segunda guerra mundial, masacradas las poblaciones y aturdidas por la guerra, se firman los acuerdos de Bretton Woods en Julio de 1944, para implantar la recuperación económica mundial tras un problema provocado. Se acuerda la creación de un Banco Mundial y de un Fondo Monetario Internacional que todos conocemos y recordamos ahora como los grandes carceleros de los países en desarrollo. Todo esto se crea bajo es auspicio intelectual de John Maynard Keynes, el “fundador” de la macroeconomía. Los principales postulados de Keines -D'os perdona su alma- dicen que la política económica era la herramienta clave para sacar a un país de la crisis; los gobiernos debían tratar de estimular la demanda que había en la economía; la mejor manera de estimular la demanda sería utilizar la política fiscal, el déficit público. Gasto, gasto y más gasto. Siempre hay algo en lo qué gastar y si no, nos lo inventamos. Y así el planeta se empeñó en guerra fría, carrera espacial, guerras intercontinentales, etc. Cuando el negocio de las guerras perdió impacto, aparecieron otros motivos de gasto como el agujero de la capa de ozono, el cambio climático, las pandemias... ¿os suena de algo? No hemos parado desde Keines de cometer el mismo pecado. Vosotros no lo sabíais, pero ellos sí.

En agosto de 1971, hace medio siglo, el presidente de los Estados Unidos, Richard Nixon, decretó el fin de los cambios fijos de divisas, el llamado patrón-oro nacido de aquellos acuerdos de Bretton Woods. La economía estaba asfixiada por las deudas y demasiada medicina de Keinesianismo estuvo a punto de matar al paciente. Se rompe el patrón oro y las monedas empiezan a no valer absolutamente nada. Lo que antes era un vicio -prestar lo que no tienes- se convierte en un negocio y se empieza a fabricar dinero de la nada, lo que nos lleva a continuas crisis económicas, recesiones y burbujas que nos estallan en la cara a todos los ciudadanos. Cada vez el ciclo de las crisis es más corto y más intenso. El sistema monetario es insostenible. ¿Y si la población se da cuenta de que hemos robado el planeta entero, qué será de nosotros y de nuestras empresas? -se preguntarían los líderes políticos y económicos mundiales-. Lo veremos más adelante.


EL CONTROL SOCIAL

Pero ahora otro evento de los años 70. Hablemos de Saul Alinsky. Fue un escritor y sociólogo estadounidense, considerado el fundador de la agrupación de organizadores de comunidad (community organizing) y el maestro de la izquierda radical. Escribió un libro que se tituló “reglas para radicales” y una doctrina social y política muy concreta.

Las trece reglas son:

Regla 1: "El poder no es solo lo que tienes, también lo que el enemigo piensa que tienes"

Regla 2: "Nunca salgas de tu entorno"

Regla 3: "No entres en el discurso de los enemigos"

Regla 4: "Haz que el enemigo cumpla sus propias reglas"

Regla 5: "El ridículo es el arma más poderosa"

Regla 6: "Una buena táctica es aquella en la que disfrutas"

Regla 7: "Una táctica o una estrategia que se arrastra demasiado, acaba aburriendo"

Regla 8: "Mantén la presión con diferentes tácticas. Pero nunca dejes de presionar"

Regla 9: "La amenaza es más aterradora que la realidad"

Regla 10: "Presiona constantemente a la oposición"

Regla 11: "No tengas ideas vagas"

Regla 12: "Si defiendes con intensidad una idea negativa, puede acabarse convirtiendo en positiva"

Regla 13: "Cualquier ataque exitoso, tiene como consecuencia una iniciativa constructiva"

No voy a desarrollar cada una de las ideas pero es el ideólogo de los movimientos ONG, los movimientos sociales y las modernas tendencias de derechas y de izquierdas.

Junto con estas reglas radicales en las que todo vale para “transformar” la sociedad en un planeta colectivista -el fasciocomunismo por las buenas-, se atribuyen a Alinsky las doctrinas sobre como convertir un país en totalitario.

Como decía, se atribuye a Saul Alinsky la técnica para utilizar a los “tontos útiles” para instaurar un control absoluto de la política y la sociedad.

Alinsky plantea soluciones para lograr un mayor y mayor control social a través de ocho niveles de control.

Nivel 1: El sistema de salud. Si se construye un sistema de salud monopolístico donde la población no tenga alternativas, la vida y la muerte estará en manos del estado y será fácil el control.

Nivel 2: Pobreza. Si incrementas los niveles de pobreza y de dependencia lo máximo posible, podrás controlar a los pobres sin temor a que se rebelen.

Nivel 3: Deuda. Si incrementas la deuda pública hasta un nivel insostenible, podrás subir los impuestos tanto como quieras, vaciar la capacidad económica de la población y neutralizar su capacidad de protesta.

Nivel 4: Control de armas. Si la población no tiene acceso libre a las armas, no debes temer a la población si eres un tirano. Si conservas el monopolio de la violencia la población respetará las leyes más corruptas.

Nivel 5: Bienestar. Si tomas el control sobre cada aspecto del bienestar -alimentación, bebidas, cuidados, ocio, ingresos, etc.- la población aprenderá a disfrutar cuando el estado así lo permita.

Nivel 6: Educación. Si tomas control sobre lo que los niños leen y aprenden y sobre la cultura y la información que consume la población, podrás aplicar cualquier reforma o cambio social por extraño que resulte.

Nivel 7: Religión. Si eliminas la religión de la vida social y evitas cualquier creencia en D'os y los sustituyes por “la madre naturaleza”, “el universo”, “la ciencia” o cualquier otra patochada, la moral se vuelve positivista y es maleable. Lo bueno y lo malo dependerá de la voluntad o moda política sin ningún límite.

Nivel 8: Guerra de clases. Hay que mantener a la población separada en bandos que se peleen constantemente. Hombres y mujeres, ricos y pobres, carnívoros y veganos, negacionistas y complacientes, pro rusos y pro ucranianos, etc. Cualquier lucha de clases es aprovechable. Si tienes a la gente peleando entre ellos, no tendrán tiempo de pensar en el gobierno.


EL CONTROL COGNITIVO: LA INFORMACIÓN

No se puede tener control completo de la sociedad sin apoyo de las armas cognitivas. La guerra cognitiva se libre en distintos aspectos.

Por una parte está el control del pensamiento y de las ideas a través de una guerra cultural. Para ello es necesario que la cultura esté subvencionada y en continua crisis. La cultura no debe ser viable y debe estar subvencionada y de esta manera controlar lo que se publica y difunde. Así podemos insertar en la “cultura” las ideas que queramos.

En segundo lugar es importante el control de la información, diferenciando lo que es información oficial, información avalada por la ciencia, información de consenso internacional -la “comunidad científica internacional”, dicen- y separámdolo de lo que son supersticiones, anticiencia, fascismo, negacionismo, conspiranoia y fake news. Hay un lado de la verdad y un lado maligno que es incompatible con la vida en sociedad.

En último lugar tenemos el control de alternativas. Hay que perseguir toda la disidencia. Hay que proscribir toda alternativa informativa y cultural. Los medios de comunicación disidentes son cerrados o adquiridos por grandes grupos, la comunicación en internet, supervisada y censurada.

Todo esto viene ocurriendo desde hace décadas pero especialmente desde el año 2000. Los grupos de información se endeudan, quiebran, viven de ayudas empresariales e institucionales y son fagocitados y mantenidos por el sistema.

En 2016 el Consejo Europeo -no confundir con el Consejo de Europa- inicia movimientos para controlar la información y las noticias falsas como estrategia militar y de seguridad de Europa para luchar contra el enemigo ruso. En 2018 se firma un acuerdo entre la Comisión Europea y las redes sociales para implementar un sistema de censura global privada. Se crean los “verificadores de noticias” que suponen un filtro a la realidad y se empeñan en marcar una ficticia separación entre la noticia y la conspiranoia, llevando al ciudadano al espejismo de la información oficial contrastada.

Ese control de la información permite a la élite imponer una realidad con muy pocas posibilidades de resistencia o discrepancia.


ESTADO POLICIAL.

Tampoco es posible mantener un estado totalitario sin el apoyo de un sistema policial. Esa presión policial no solo se estructura a través de los cuerpos y fuerzas de seguridad del estado sino también a través de medios formales como la inspección de sanidad, la inspección educativa, la de trabajo, la de hacienda o la de aduanas, todas ellas recibiendo instrucciones políticas discretas que se han de obedecer ciegamente. Junto a estos agentes oficiales tenemos otros casi tan peligrosos como las asociaciones de empresarios y los sindicatos, auténticos chivatos de la corrección política y de de la obediencia ciega al “gran subvencionador” Todo colegio tendrá a un inspector que por teléfono le recordará lo que debe hacer si quiere seguir funcionando sin problemas. Toda empresa tendrá a un delegado sindical qu ele recordará quién manda. Por último está esa legión de ciudadanos que hacen suyos los mandatos políticos y que se convierten el policías callejeros y chivatos de balcón. La cantidad de detritus que han ido acumulando en el cerebro, no les permite ver que su amo, no es nada más que un perro pastor que los lleva al matadero.

Phillip Zimbardo describió el efecto Lucifer como aquel resultado de un sistema social en el que atribuyes papeles sociales y al que designas como autoridad o policía, tiene vía libre para imponer el orden y la impunidad por cualquier consecuencia de sus actos. Lo mismo se ha hecho en esta pandemia ¿no? Los Ministros de política Interior han sacado a la calle a sus policías con la obligación de hacer cumplir las instrucciones cueste lo que cueste y ha conseguido que la justicia lo tolere sin reservas. Detenciones ilegales, allanamiento de morada, denuncias falsas, detenciones prolongadas, engaños procesales, etc. Todo está permitido.


SOLO ES UNA CORTINA DE HUMO... Y DETRÁS DE ELLA ESTÁ EL ENEMIGO

Volvemos a la cuestión económica. ¿Y si la población se da cuenta de que hemos robado el planeta entero, qué será de nosotros y de nuestras empresas? -se preguntarían los líderes políticos y económicos mundiales-.

Para que la población se de cuenta, es necesario tener calma, cultura y bienestar. Sensación de seguridad y de trascendencia.

La respuesta es clara: fabriquemos problemas sin parar. No importa que muera gente. La muerte al fin y al cabo es una medicina amarga pero muy efectiva para apagar las conciencias a través del miedo. Fabriquemos problemas culturales, de género, raciales, económicos. Inventemos un cambio climático acordado por la “comunidad científica internacional”. Inventemos una pandemia aunque para ello haya que emplear guerra biológica contra la propia población. Inventemos una crisis económica y de suministros aunque la gente pase hambre o quiebren los negocios. Inventemos una guerra y si hay que poner en la mesa bombas nucleares más efectiva será. Inventemos si hace falta una amenaza exterior como una tormenta solar, un meteorito o por qué no, una visita alienígena. En un estado totalitario, todo es posible si además es un estado totalitario global.

En este punto es en el que nos encontramos. Hay una situación económica insostenible e intolerable. Una quiebra total mundial imposible de solucionar salvo a través de un “Gran Reseteo” donde el dinero deje de existir y pasemos a una moneda virtual de emergencia. Para ellos es una solución pero para la población es una cartilla de racionamiento vestida de brillantes colores digitales, una nueva forma de esclavitud 2.0. Si la gente se diese cuenta no tardarían el colgar de un pino a cada uno de los responsables locales, nacionales e internacionales, así que no queda más remedio que mantener el miedo e inventar crisis y matanzas. Es la teoría del shock de tracto sucesivo, sin solución de continuidad y sin descanso. Si hay que inventar una amenaza alienígena se inventará, y si comen carne humana o requieren sacrificios humanos, no habrá problema.

Esta es la realidad que veo. Es mi realidad personal y no quiero que afecte a quien la lea. Probablemente sea una conspiranoia que pueda ser tratada con electroshock o con modernas pastillas e inyectables a cargo de la sanidad pública, pero no quiero perder la oportunidad de marcar mis coordenadas si es que eso puede ayudar a otras personas a conocer el problema, prever al enemigo y protegerse.

En el Concilio en el que se proclamó la Inmaculada Concepción, por parte del Creador se dijo: “Potuit, decuit, ergo fecit” -pudo hacerlo, convenía que se hiciese y por lo tanto lo hizo-. En estos años, las élites globalistas contaban con todos los medios y la coordinación para construir una gran pandemia -laboratorios, control de prensa, control de suministros, control de los sistemas de salud-; les convenía una pandemia -se puede implementar en todo el planeta de manera más rápida que una guerra, con más intensidad y más miedo en la población, adquieres control total de la población por necesidades de salud pública incuestionables-; …y lo hicieron.

Así de fácil, y como todo cansa a pesar de los altibajos, se solapa con una guerra y tan tranquilos.

Alguien puede pensar que no puede existir tanta maldad, pero hay que recordar como en los progroms y en las guerras bolcheviques la población civil era masacrada; hay que recordar como se emplearon armas químicas en la primera guerra mundial; hay que recordar como se hizo el experimento de bombardear a la población civil en España; Hay que recordar como se bombardearon a las poblaciones civiles en la segunda gran guerra; hay que recordar como se estrenaron la primeras bombas atómicas sobre la población civil; hay que recordar lo bueno que era el tabaco y la gasolina con plomo y hay que recordar como se ha experimentado con los niños y las vacunas, como se ha llenado a los alimentos de aditivos químicos y como se ha implantado el aborto, la eutanasia, la esterilización forzada, el tratamiento e internamiento involuntario y la eutanasia.

Sí. Debemos reconocer que sí que existe esa cantidad de maldad y está ahí afuera esperándonos y es de lo que debemos protegernos a partir de ahora.




3) MEDIDAS DE PROTECCIÓN.

Sé que os he mostrado un caos que es difícil de digerir y de aceptar. Pero es el momento de ver qué es lo que podemos hacer. Veamos el problema como algo inasumible. Como una cuestión apocalíptica. Imaginemos por un momento que este globalismo totalitario es el monstruo de siete cabezas y diez cuernos del apocalipsis. Como ejercicio mental, puede ser interesante.


Primera cabeza: La sanidad

Mecanismos de protección son mecanismos de prevención.

  1. Cuida tu cuerpo y tu mente mediante disciplina de salud.

  2. Busca a un médico o terapeuta de confianza al que puedas consultar a cualquier hora del día.

  3. Evita los sistemas oficiales de sanidad al máximo.

  4. Come y bebe sano, haz ejercicio y toma los descansos que necesites.

  5. Aprende a ser tu propio médico y no tengas miedo a equivocarte: Tu equivocación probablemente sea más inofensiva que el sistema sanitario.

  6. En casi de necesitar a la medicina oficial, graba las conversaciones de teléfono y mantén una conducta calmada y adecuada. No dejes la oportunidad de presentar una amable y brevemente fundada reclamación que justifique tus actos.+ç

  7. Realiza un apoderamiento preventivo para el caso de que te quedes ingresado, otorgando poderes de representación y de sustitución a alguien de confianza.

  8. Realiza una autodelación de tutela para el caso en el que pierdas la conciencia o la capacidad, que otra persona pueda tomar el control de tu vida y patrimonio.

  9. Realiza un documento de voluntades anticipadas o instrucciones previas para que nadie pueda tomar control de tu cuerpo y de tu salud.

  10. Por si se te ha olvidado, vuelve a grabar. Si se te ha olvidado grabar algo, vuelve a llamar o pide una reunión para consultar una duda y vuelve a grabar.


Segunda cabeza: La educación la ciencia.

Los sistemas públicos de enseñanza son por sistema nidos de corrupción y de adoctrinamiento. Lo que llaman “ciencia” es solo cientifismo y estadística disfrazada de ciencia. Es un fraude intelectual del que hay que escapar y protegerse.

  1. Los niños necesitan aprender cosas útiles. Si puedes, refuerza la educación oficial con otras materias a tu elección para que el menor tenga una formación realmente integral.

  2. Si el sistema de enseñanza oficial se vuelve brutal, no dudes en sacar al niño de la escuela. Sé proactivo y notifica todo lo que haces, registra as tareas del niño, haz fotos, videos de todo lo que hace el niño y si es posible, anima a que el niño tenga su propio blog donde escriba sus tareas y descubrimientos, donde exponga fotos de sus actividades sociales.

  3. Busca a un profesor, tutor o asesor que ayude en la familia a la educación del menor.

  4. No tengas miedo de los Directores de Colegios, los Servicios Sociales, las Fiscalías o los Juzgados. Si el menor está bien y os mantenéis proactivos, no hay nada que temer.

  5. Graba todas las conversaciones con el colegio, los servicios sociales, la fiscalía y los jueces. No tienes que pedir permiso para grabar una conversación personal tuya.

  6. Contesta cualquier requerimiento que te llegue. Cualquier contestación formal y de cortesía vale. No es necesario un listado interminable de leyes ni grandes volúmenes de artículos científicos. Escritos simples, corteses, frases simples y claras; no más de diez ideas por cada carta, con frases en primera persona -yo, me, mi, conmigo, creo, me parece, opino, me gustaría...-

  7. No tengas miedo a plantear tus dudas y necesidades ante el colegio, los servicios sociales, la fiscalía o la justicia. Preguntas claras y sencillas -que derechos tengo, obligaciones, quien es el responsable, cuándo me contestarán, qué me puede pasar si...-

  8. Piensa que la patria potestad es el conjunto de derechos y obligaciones que tenemos los padres con los hijos y que es improrrogable e imprescriptible y nos obliga en todo logar y momento a proteger a nuestros hijos de cualquier peligro y riesgo incluso cuando el peligro viene de los funcionarios o del propio gobierno.


Tercera cabeza: Los medios de comunicación y la cultura

Tus principales fuentes de información y de cultura deben ser tus amigos y familiares. La gente de la que te puedes fiar, son quienes deben aportarte las mejores y mayores dosis de información y cultura. Como en todo, hay grados de calidad. Lo más cercano y de confianza es de la mejora calidad. Se pueden equivocar, pero no lo harán con mala intención.

  1. Puesto que no hay casi medios independientes, busca algunos que sean de cabecera porque te parezcan los más fiables.

  2. Huye de medios sensacionalistas -bomba, esto está incendiando las redes, y memeces por igual-. Huye de medios donde quienes transmiten sean anónimos. Cuidado con las informaciones “virales” o que se viralizan sin saber por qué.

  3. Huye de medios que monetizan a través de publicidad. La dependencia en la publicidad o en la monetización suele llevar a una mala calidad informativa.

  4. Cuando leas una noticia en cualquier medio observa si está firmada. Las publicaciones no firmadas no son noticias sino operaciones de relaciones públicas y de manipulación social desde agencias de noticias o pero an, agencias de relaciones públicas.

  5. Abomina de los programas que disfrazan la información de humor o el humor de información a lo Risto Mejide o Pablo Motos: ni informan ni hacen gracia. Huye del entretenimiento informativo tipo Susana Griso pues ni informa ni entretiene. Huye de los programas de misterio informativos a lo Iker Jiménez: La verdad y la noticia no necesita de misterios desvelados. En definitiva no consumas información reforzada por marketing pues lo más probable es que te estén colando mensajes cocinados.

  6. Si todos los medios repiten una noticia: es una noticia falsa. Si se repiten frases o fotos: es una noticia falsa. Si añaden calificativos o un tono emocional a la noticia: es una noticia falsa. Este tipo de estrategias vienen organizadas por agencias de relaciones públicas.

  7. Cuidado con las redes sociales. No compartas información que no has leído bien y que has contrastado por ti mismo. A veces compartes cosas con las que no estás de acuerdo.

  8. No digas nada y no compartas nada que no sea más importante que guardar silencio.

  9. No compartas nada que pueda hacer daño a personas más vulnerables y crédulas que tu mismo. Sé solidario con quienes no pueden protegerse del dolor de la verdad. Ten paciencia.

  10. En cuanto a la cultura, eres dueño de tu propia cultura. No te adhieras a modas o corrientes que no has verificado y sientes como propias.



Cuarta cabeza: La justicia e instituciones de control

Las instituciones de control se han convertido en policías políticos. No están al servicio del ciudadano sino al servicio del poder.

  1. Es muy importante entrenarse en asertividad y autocontrol emocional para manejar situaciones difíciles con agentes de la autoridad y funcionarios de justicia. Por las malas no se consigue gran cosa.

  2. Graba tus contactos con la policía y con la justicia tanto presenciales como por teléfono. No necesitas permiso para grabar una conversación personal. Sé discreto y no provoques con la cámara porque perderás la desvergonzada espontaneidad de los funcionarios de policía y de justicia.

  3. Pide siempre todo por escrito. No te dejes engañar. Firma todo lo que te entreguen y quédate con copia de todo lo que entregues o de todo lo que te den. Nunca digas que no quieres firmar algo. Si no estas de acuerdo firma: “recibí pero no conforme”.

  4. No contestes lo que no te han preguntado. Responde solo a lo que te preguntan y de manera clara y muy concisa.

  5. Si tienes que discutir y te da tiempo a prepararte, haz una lista de las diez ideas concretas fundamentales que debes tener claras y no hables de nada más que de eso. No te salgas de tu guión por nada.

  6. Si tienes que hacer preguntas, prepáralas con antelación. Cuatro o cinco preguntas claras y sencillas, pueden ayudarte a mantener el control de la situación.

  7. Si no quieres contestar preguntas: no contestes. Di amablemente que tienes derecho a no contestar, que prefieres contestar por escrito o que necesitas tiempo para ello.

  8. No dudes en contestar cualquier requerimiento que te llegue o notificar cualquier cambio de situación. Sé proactivo, pero se cortés y concreto.

  9. Si tienes abogado de oficio graba todo y que te den presupuesto por escrito y copia de todas las actuaciones y de lo que les vaya llegando.

  10. Si te interesa la Ley natural, busca fuentes tradicionales. No te dejes llevar por alternativas basadas en teorías de las que se desconoce su origen o de las que no puedes consultar fuentes oficiales (bulas papales, ley del mar, ley del almirantazgo, Código Unificado de Comercio USA, leyes de propiedad intelectual, el “hombre de paja”). El día que accedas a leer alguno de esos documentos te sorprenderá que no dicen ni significan nada de lo que te han contado y que simplemente te han contado un cuento para venderte un formulario, un certificado o un carnet sin validez.


Quinta cabeza: La industria (alimentos, medicinas...) y suministros básicos (luz, agua, gas, combustible, internet, teléfono...)

Probablemente la mayoría vivimos con demasiado y nos hemos acostumbrado a una vida innecesariamente compleja y dependiente. ¿podríamos simplificar las cosas? ¿Podríamos reducir necesidades u dependencias?

  1. Haz un estudio económico de lo que ingresas y de lo que gastas.

  2. Organiza tus gastos por prioridades.

  3. Cuadra tu presupuesto y no gastes más de lo que ganas.

  4. Cuidado con los bancos. Los bancos no son para ahorrar.

  5. Cuidado con las tarjetas de crédito. Pueden ser cómodas pero suponen una cadena económica y un lastre. Una persona endeudada por las tarjetas, es un esclavo de sus deudas. Guarda el crédito de ls tarjetas para emergencias de verdad.

  6. No compres a plazos ni a crédito. Compra con lo ahorrado. Vivirás mejor.

  7. Compra productos de temporada en cantidades necesarias y no en exceso. Compra productos no perecederos que te permitan subsistir un mes y conserva esas reservas de provisiones.

  8. Aprende a hacer tus propias conservas, a salar, a ahumar, a desecar.

  9. No compres productos con aditivos, conservantes o colorantes. Huye de los plásticos y envoltorios.

  10. Ten preferencia por los comerciantes locales a las grandes cadenas. Ellos nunca te echarán de la tienda a patadas.

  11. No te dejes llevar por la esclavitud de la comodidad. Nuestros abuelos disfrutaron de mucho menos y duraron más.

  12. Intenta ser autosuficiente en la energía y los consumos. ¿Si no puedes tú solo, por qué no crear una comunidad para compartir?

  13. Por último y lo más importante: no puedes obligar a un establecimiento a que siga tus normas. No fuerces la máquina. Busca establecimientos que te respeten voluntariamente. No te dejan entrar sin mascarilla: gasta tu dinero el negocios llevados por gente honesta.



Sexta cabeza: La banca, los seguros y los impuestos

Son las élites extractivas. No lo parece pero en realidad se quedan con gran parte de lo que producimos a través de distintos mecanismos

  1. Utiliza lo menos posible la banca y los seguros.

  2. En esta época es importante diversificar en recursos. Tienes dinero: compra tierra, medios de protección o de subsistencia. Cosas útiles que se puedan intercambiar. Adquieres vienes de subsistencia fáciles de intercambiar y que sean fácilmente transportables.

  3. No pagues impuestos. Evita Iva y retenciones para la renta. Recuerda que la subsistencia está exenta de tributación.

  4. Si conoces algún sistema de insumisión fiscal, practícalo. Nunca es tarde para dejar que la bestia se vaya a la cama sin cenar.

  5. Intenta mantenerte “insolvente” o en precario.

  6. Si puedes no tengas nada a tu nombre, nada que embargar. Agrúpate con otras personas con la misma inquietud e intenta poner tus bienes a nombre de una persona jurídica que dificulte el embargo de tus bienes.

  7. Cuidado con la economía digital y las criptos. Puede ser una cosa maravillosa, pero puede ser una trampa mortal si no tienes todo el control de lo que haces y si no te garantizas el retorno de las inversiones.

  8. Tenemos demasiadas cosas y demasiada comodidad. Un poco de austeridad hace que pequeños caprichos supongan una retribución extraordinaria.

  9. Alimentar al mal, es ser cómplice del mal. Busca alternativas a una banca, un seguro y un sistema tributario que te permita ser solidario con los más pobres.


Séptima cabeza: Las ideologías y creencias religiosas

Ua persona sin fe, sin costumbres, sin ideología, se convierte en ser infrahumano, en un hombre masa sin criterio y fácilmente manipulable.

  1. Si te sientes comunista, fascista, rojo, nazi o conservador, sigue siéndolo. Te ayudará a seguir tu camino. No hay nada malo en pertenecer a una linea de pensamiento aunque a otros no les guste.

  2. Piensa que la libertad en la búsqueda de la verdad es esencial y tienes derecho a tomarte tu tiempo.

  3. Crees en el universo, la pacha mama, la madre naturaleza o en Dios: Bravo. Respeta a otros y todo irá bien.

  4. No olvides que puede que seamos algo más que un pedazo de carne. Tenemos un pasado, un presente, un futuro y un no se sabe más allá. Tienes derecho a pensar o no en ese más allá.

  5. Lo cierto es que todas tus creencias te acompañan, te arropan, te comprenden y dan sentido a tu vida mientras quieras. Pueden darte calma en la tormenta y esperanza en la soledad. Puedes decorarlas, mejorarlas, abandonarlas o regalarlas. No son una cosa inmóvil para toda la vida, evolucionan contigo.


Quizás estos improvisados y desordenados consejos os puedan resultar rancios, caprichosos y mendaces, pero es todo lo que os puedo dar.

En esta guerra valen de poco las estrategias científicas y jurídicas y hay que centrarse en las máximas de la experiencia y de la razón y lo que he pretendido aportaros en una visión general y unas directrices de buena fe. Espero que os sea útil para vosotros y para ayudar a otras personas que quizás no tengan tanta suerte o habilidades.

Por último entiendo que no está de más para recordar un par de frases a modo de epílogo:

Primera: El ser humano tiene manos para dar y no para recibir.

Segunda: no puedes cambiar el mundo si no eres capaz de cambiar lo que tienes a tu lado.



ANEXO sobre instrumentos legales.


1) Testamento Vital; Instrucciones Previas; Voluntades Anticipadas.

La dictadura sanitaria que vivimos, está imponiendo un estrés adicional a las familias y a los particulares en materia de consentimiento informado, otros derechos de los pacientes como el derecho de asistencia y acompañamiento, las sedaciones involuntarias, la experimentación no consentida e incluso en el derecho a disponer del cuerpo tras el fallecimiento.

La cultura de la muerte, la cultura del estatismo autoritario-paternalista se ha impuesto como un cáncer tras años de convalecencia. Tenemos hoy, lo que hemos consentido en el pasado.

Es importante mantener la autonomía y la dignidad como seres humanos y, aunque no es lo ideal, determinados actos jurídicos puedes mejorar las garantías de indemnidad personal mientras somos atendidos por lo que otrora se llamaban médicos y eran respetados.

Ante esta distopía pseudosanitaria que llamamos "Sistema Nacional de Salud" y que engloba la "Sanidad Pública" y la "Sanidad burocratizada privada", podemos tener herramientas de apoyo para hacer valer nuestra voluntad.


Los tres conceptos son prácticamente sinónimos y son actos de contenido jurídico que pueden ser invocados frente a terceros.

Mediante el documento de instrucciones previas una persona mayor de edad, capaz y libre, manifiesta anticipadamente su voluntad sobre los cuidados y tratamientos que podría precisar en el futuro y el destino final de su cuerpo, con el fin de que esta sea respetada en el momento en que por determinadas circunstancias no pueda expresarla personalmente.

Todos los notarios de España pueden inscribir un documento en el registro público pero también se puede hacer a través de las distintas comunidades autónomas.

Lo bueno del notario es que nos ayudará a expresar nuestra voluntad de manera libre, pero nos cobrará los aranceles.


Lo bueno de la tramitación a través de la Comunidad Autónoma es que es gratis, pero por el contrario es muy farragoso, muy inseguro y los modelos de las Comunidades están orientados a:

  • La eutanasia

  • La donación de órganos

  • La renuncia de derechos como paciente

  • La renuncia al propio cuerpo tras el fallecimiento.


NUESTRO MODELO

Podéis seguir nuestro modelo orientativo y adaptarlos como queráis, añadiendo o quitando cláusulas.


Lo importante es que exprese sin duda nuestra voluntad y lo que queremos que se haga mientras estemos en manos de los médicos.


Conviene que el instrumento sea lo más claro, completo y conciso que se pueda. no hay que alargarlo ni introducir conceptos médicos o jurídicos. Debe incluir los siguientes apartados:


1. PROCEDIMIENTOS CLÍNICOS: No se acepta ningún procedimiento del que no sea informado mi representante por mucho que sea rutinario o habitual. E representante debe conocer o tener acceso a todo tipo de protocolo estandarizado que se emplee sistematicamente en la unidad asistencial. Si existe un libro de protocolos debe ser accesible al representante. En caso de no existir libro de protocolos, no se acetará ningún procedimiento que no sea expresamente acetado por el representante.


2. PSICOLOGÍA O PSIQUIÁTRÍA: No se acepta en ningún caso ningún tipo de exploración psicologica o psiquiátrica, ni siquiera como indicación de una autoridad judicial. Solo se aceptaría una exploración psicológica estandarizada como prueba contradictoria ante un diagnóstico psiquiátrico involuntario. Dicha prueba psicológica debe ser objetiva y estandarizada (psicometría) y debe realizarse únicamente por el profesional que elija libremente mi representante.

3. INFORMACIÓN CLÍNICA: Todos los profesionales sanitarios quedan dispensados del deber de secreto profesional frente a mi representante a quienes le entregarán la información clínica que me corresponda por derecho, sin ningún sesgo o alteración. Mi representante tiene derecho a solicitar en mi nombre y beneficio copia literal de la historia clínica que me afecte con el contenido que se establece por ley. No se acepta sobre mi historia clínica ningún derecho de propiedad intelectual de los profesionales que no deberán escribir en mi historia nada que me pueda ser privado de conocer invocando derecho alguno de los profesionales.

4. INGRESOS: No se admite ningún tipo de ingreso hospitalario o residencial salvo con ocasión de una urgencia vital que deberá estar supervisada continuamente por mi representante. Mi representante en caso de ingreso tendrá acceso a las instalaciones donde yo me encuentre, sin ninguna limitación de horario. Quedan a salvo de esta instrucción, las medidas de distancia o protección que sean necesarias para garantizar la salud y la integridad de mi representante pero en ningún caso se podrá prohibir su entrada y su contacto conmigo por razones de comodidad. Mi representante está habilitado para solicitar el alta voluntaria en mi nombre en cualquier momento y bajo cualquier condición, sin necesidad de justificar motivo alguno y habrán de facilitarle los medios necesarios para el traslado al domicilio elegido tras el alta voluntaria.

5. TRATAMIENTOS:

FARMACOLÓGICOS: No se acepta ningún tratamiento farmacológico que no esté autorizado por el representante, que utilizará esta prelación:

a) Tratamientos caseros y a base de plantas

b) Tratamientos complementarios, alternativos e integrativos

c) Tratamientos con suplementos alimenticios y vitamínicos

d) Tratamientos oxidativos (ozono, clorito, dióxido...)

e) Tratamientos antioxidantes (vit C...)

f) Tratamientos farmacológicos básicos

g) Tratamientos farmacológicos con menos de 10 años de experiencia

No se acepta en ningún caso vacunas, sueros, terapias avanzadas, terapias génicas ni ningún producto farmacológico o de biotecnología que utilice es su experimentación o producción tejidos humanos o animales, sus combinaciones o sus derivados.

No se acepta ningún tipo de quimioterapia o antimetabolito

SEDACIONES: No se aceptan sedaciones salvo las que sean necesarias para procedimientos quirúrgicos o médicos molestos y durante el tiempo extrictamente necesario.

TRATAMIENTO QUIRÚRGICO: No se aceptan tratamientos quirúrgicos compasivos o de los que no se pueda prever una mejoría cierta. La cirugía debe ser lo menos invasiva y lo más conservadora posible. En caso de que no se pueda cumplir con dicha exigencia, se prohibe cualquier tipo de intervención quirúrgica salvo mejor criterio del representante.


TRATAMIENTO PSIQUIÁTRICO: Se prohibe el empleo de psicocirugía, la terapia electroconvulsiva y los tratamientos de larga duración inyectables u orales.

Los tratamientos que afecten a la mente deberán ser los mínimos posibles.

Se preferirán aquellos de menores efectos secundarios aunque sean en teoría más eficaces.

Se preferirán los tratamientos de corta duración a los de largo efecto.

Se preferirán aquellos medicamentos que menores efectos secundarios comporten.

Siempre podrá elegirse libremente entre al menos tres alternativas.

6. CORONAVIRUS Y SUS VARIANTES: Se tratará en todo caso en régimen domiciliario. En casos leves se empleará nutrición ortomolecular. En casos graves, se emplearán terapias oxidativas.


7. VACUNACIONES: No se acepta ninguna vacuna o suero de tipo preventivo ni curativo.

No se aceptan vacunas consideradas productos biológicos

No se aceptan vacunas con adyuvantes (medicamentos)

No se aceptan vacunas ARN (terapia avanzada)

No se acepta ningún derivado o combinación de las anteriores

8. TRANSFUSIONES:

No se acepta ningún tipo de transfusión de sangre que no proceda de amigos o familiares.

No se acepta ningún tipo de concentrado de hematíes, plasma, suero, gammaglobulina sin la supervisión y el consentimiento informado del representante.

9. DIETA: Se autoriza al representante a elegir el menú que esté disponible y a introducir bajo su criterio cualquier alimento necesario o suplemento alimenticio.

En ningún caso se podrán imponer restricciones diatéticas por criterio médico. Solo podrán imponerse restricciones diatéticas bajo la intervención de un experto de libre designación.

10. AUTONOMÍA FÍSICA. RESTRICCIÓN DE DERECHOS FUNDAMENTALES: Solo se aceptará internamiento, ingreso o residencia en condiciones de mantenimiento de mi autonomía física. Se prohibe el encamamiento sistemático por cuestiones de comodidad asistencial. Siempre se debe dejar al representante el acceso con los medios y las personas necesarias para mantener la movilidad y la autonomía física.

Toda restricción de derechos fundamentales deberá estar supervisada por mi representante. En caso de tratamiento e internamiento involuntario, se habilita a mi representante a ejercer en mi nombre las acciones administrativas y judiciales y los recursos necesarios para mi liberación. Estará habilitado para nombrar abogado y procurador y aceptar en mi nombre las acciones que se propongan. Tambén se habilita al representante para cesar a profesionales y sustituirlos por otros a su libre elección.

11. ESTADO DE LUCIDEZ TRANSITORIA: En caso de lucidez transitoria, el representante seguirá ejerciendo sus funciones y deberá ser reconocido y respetado en las mismas. Renuncio a mis propios derechos y pacacidades en beneficio del representante en quien confío. El perosnal deberá llamar a los testigos de este apoderamiento para que en caso de lucidez transitoria, las instrucciones sean validadas, mejoradas o copletadas, el representante sea reforzado o sustituido.


12. COMA O ESTADO VEGETATIVO: En este caso deseo que se respete toda funcinalidad corporal y se me mantenga nutrido e hidratado según necesidades. No deseo ningún tratamiento que alargue o acorte la situación de coma, sino que se desea que sirga su curso bajo los cuidados, instrucciones y recomendaciones de mi representante. En ningún caso se dejará llegar a la desnutrición o a la deshidratación.

13. SEDACIÓN TERMINAL: No se acepta ningún tipo de sedación terminal. No es necesario aliviar ninguna angustia vital. Se proveerá de la compañía necesaria.


14. EUTANASIA: No se aceptará ningún medio para terminar con la vida.

15. CUIDADOS PALIATIVOS; ÚLTIMOS DÍAS DE MI VIDA; MUERTE AGÓNICA : No se aceptará ningún tipo de cuidado paliativo farmacológico. Se seguirán las instrucciones del representante en este sentido, bajo su supervisión y criterio.

16. DIAGNÓSTICO FATAL: En caso de diagnóstico fatal, deseo ser informado en la medida de las posibilidades por el representante al que habrá de darse toda la información disponible.

17. RESIDENCIA 3ª EDAD: No se acepta el ingreso en ningún tipo de residencia para ancianos. No se acepta compartir habitación en ningún tipo de residencia de ancianos.

18. DONACIÓN DE ÓRGANOS: No se donará ningún tipo de órgano o tejido ni para transplante ni para investigación.

19. INSTRUCCIONES SOBRE MI CUERPO: Mi cuerpo será dispuesto tal y como desee mi representante. Podrá ser inhumado, cremado o tratado según disponga y a su único criterio.

20. ANTE POSIBLE NEGLIGENCIA MÉDICA: Se autoriza a mi representante a solicitar autopsia judicial y autópsia clínica a través de medios oficiales y a través de medios propios. En caso de autopsia a través de medios oficiales, se habilita al representente a buscar un medio de comprobación de resultados y a trasladar los tejidos extraidos a un laboratorio independiente.


2) DE PODERES Y TESTAMENTOS

Muchas personas no pueden acceder a sus familiares, al historial médico o disponer de su propio cuerpo al fallecer por las trabas burocráticas y la inseguridad jurídica que perpetran los servicios públicos en esta crisis política.

Son demasiados los casos que hemos atendido con las mismas dificultades y siempre hay que recordar el aforismo "más vale prevenir que curar".

El un estado burocrático como en el que estamos, una vez que las administraciones "toman posesión" de nuestro cuerpo, es difícil defenderse. Especialmente porque si a uno lo aíslan y lo llevan a la UCI ya no tiene nada que hacer.

Muchos son los lloros y los ayes que escuchamos en el último minuto, y siempre por falta de previsión.

Existen cuatro modelos de escrituras que podéis utilizar.

1) Un poder general con facultades especiales (para que no puedan aislaros en el hospital.

2) Un apoderamiento preventivo (para que no puedan alegar enfermedad mental o incapacidad)

3) Una autodelación de tutela (para que en caso de incapacidad haya alguien encargado de tomar decisiones)

4) Un modelos de testamento de epidemia (para no tener que ir al notario personalmente ni con mascarilla, ni con PCR, ni con vacuna ni pasaporte).


Cada maestrillo tiene su librillo, por lo que una vez que toméis la determinación de hacer una escritura ante notario, habléis con él (o con el oficial de la notaría) porque probablemente ellos tengan sus propios modelos.


Espero que os sean de utilidad y podéis disponer de los modelos como mejor convenga, añadiendo o quitando lo que queráis. Una escritura notarial puede contener conceptos difíciles de entender para muchas personas, así que prudencia y localizad a un buen notario.

RECORDATORIOS:

1) El mejor notario es el que es más amable y humano

2) Los notarios cobran por aranceles, es decir precios públicos. No hay mucha diferencia de precio entre un notario y otro.

3) Los notarios no cobran por asesorar o por redactar. Solo cobran por acto firmado (al final).

4) No os quedéis con ninguna duda. El notario está para resolver dudas.

5) No os olvidéis de pedir copias si las necesitáis.


3007 visualizaciones19 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo

Telegram

19 Comments


Muchísimas Gracias Scabelum: estoy con vosotros desde el principio, vuestra labor no tiene precio, de no ser por vosotros hubiese sido muy difícil mantener el equilibrio.

Ratifico lo expuesto por: Ana Mª Lahuerta, Manuel Balseíro González, Rafael Sánches y Elena. Doy las gracias de corazón a todos, muchas gracias también a todos los demás.

Mis mejores deseos para todas las personas que aporten algo de luz en contra de está locura que pretenciosamente pretende ser el final de la raza humana.

José Manuel Alcantarilla Aguilar

Like

Buenas noches: me quedo en la tercera cabeza, ¡continuare! aunque ya tengo más que suficiente. Gracias, Muchísimas gracias, es obvio no me equivoqué al elegirte como mentor.

Cuando termine, hare un borrador del comentario.

Por ahora un fuerte abrazo y agradecimiento.

Like

Me resulta fenomenal todo el escrito, muy bien expuesto sin irse por las ramas, conciso y tremendamente bueno. Me declaro fan número 1 de todos sus artículos y demás. Muchísimas gracias y que el universo le compense por la labor que vino a cumplir a favor de la luz. Un cordial saludo!

Like

Gracias.


Like

Muchisimas gracias Luis,por todo este escrito,que refleja y ayuda a todos estos problemas

que nos quieren imponer.Un gran trabajo

Albert

Like
bottom of page